jueves, 28 de mayo de 2009

Ostras, Ostras

Muchos años después de la IIGM, Holanda. En concreto, 50 años más tarde del desembarco. Un cartero alemán, viene a mi puerta en Janskerhof 21. A veces, tomamos café. Él me cuenta historias inventadas comiendo plátanos. Poco importa el argumento, no entiendo nada. (Dutch is a personal whisper for my ears, that´s all). Sin embargo, observo muy callada todos los detalles: sus gestos serios, dulces. Su gran cuerpo (desarmado, aparentemente dócil) cobra vida. Su voz es firme: la importancia de la palabra por encima de toda frontera. (Siendo susurro, viento de molinos de Delf; familiar y al tiempo ininteligible).

Un billete de avión me devolvió las historias de Bernhard, (almost BurntHeart, I see now). Anyway, esta vez, conseguí una traductora. He aquí la única historia que alcancé a entender (verbal-mente).

Ostras, Ostras

Reluce.

Reluce el ojo de la ostra en la distancia.
Apenas puedo verte
intenta acercarte, ven.
Entonces me podrás escuchar.

Así podré ver
el ojo de la ostra relucir sobre tu cabeza.
Así podré mirar
en tus profundidades.

El silencio llega, ya no necesito palabras.


Foto y texto en holandés (Oester, Oester) by Bernhard Christiansen

Bedangs Bernhard, for all your support
as friend and as my German postman
who speaks to me most of time in Dutch.

Nelken Rot

domingo, 24 de mayo de 2009

El dibujo de tu nombre





Me encanta ver el dibujo de tu nombre
en la pantalla de mi portátil.
No por lo que me digas,
sino por el dibujo de tu nombre
en mi pantalla del portátil.


Comunicado ya todo,
roto el maleficio,
deshecho el lazo,
superados los silencios

te confieso que
me sigue encantando el dibujo de tu nombre.

No por lo que digas o no digas, 

sino por el dibujo.

Xxxxxx Bbbbbbbbb Ccccccc


Ilustración de Paz Aymerich
www.paz-aymerich.com

Feel free to comment on that.

sábado, 23 de mayo de 2009

Sintiendo Sol, siendo centro

Son las tres menos cuarto en el reloj de Sol.
Estoy en el kilómetro cero;
el centro de todos los centros.

Extiendo los brazos en idéntica hora
recibo a Sol, pese a la lluvia,
estando en centro,
siendo mi salvaje centro.
La lluvia fría me siente viva.

Mi reloj recomienza a andar.
Como si fuera la primera vez,
me dirijo a estrenar casa por un largo tiempo.

Tres menos cuarto, Sol.

martes, 19 de mayo de 2009

Tarde contiene arde

Llegar tarde es rojo oscuro. Un granate que pesa.

Las horquillas de mi pelo
quedan sueltas.
Será que no fuera
tan tarde
aquella tarde.

Tu mirada se confunde
con el fondo de una cloaca,
será que arde nuestra última tarde.

Llegar tarde es rojo oscuro. Un granate que pesa.

Variación I. Tomo secreto. Port.

lunes, 18 de mayo de 2009

Lágrimas vivas para Don Mario

Mis niñas, querido Martín. Imagino que en estos días se han ido sumando tristezas; al fin Avellaneda se encontrará en el parque con su autor, un señor muy viejito, encantador. Un romántico consumado, tan amable, siempre con libreta y lápiz. Dicen que publica, pero a Laurita lo que más le gusta es verle escribir. El Sol de primera hora de la mañana les roza el alma cuando se sientan allí en el mismo banco. A mí me encanta observarles en sus rutinas de encuentros, no entiendo los nombres de las calles, los recorridos del día, pero es grato, al caer la tarde, verles charlar animadamente tras los grandes cristales del Café. Y así pasan los días, las estaciones y los años. Da gusto ver a Don Mario tan ágil para su edad, con sus bigotes de literatura pura, sus gafas de artesano del amor. Un placer escucharles en tan alocada conversación de haikus, novelitas con andamios. Ay!!! compañeras, compañero:
sabén que podén contar conmigo, no hasta uno, hasta dos o hasta diez sino que sabén que podén contar conmigo. Recordad que en la calle siempre somos más de dos.

En esta mañana de orillas uruguayas veo tantas cometas volar, sobre una arena tibia arrastrada por el hilo de Plata, caudal de río y vida. Un caballo blanco a lo lejos se va. Se va... Dicen que Lorca, Alberti y otros señores muy elegantes han sido vistos por aquellas playas.

Abrazos al cielo que está noche habrá un hermoso lucero más.

Nelken Rot

jueves, 14 de mayo de 2009

El paraíso se construye, y hemos decidido habitarlo

www.minakotasaki.com


Existe un lugar donde siempre
hay un rico té, una conversación.
Un lugar para compartir la vida
en mitad de la ciudad,
esperando
te.


(Make tea, not war
Make music, not noise).

lunes, 11 de mayo de 2009

Cafeína en la cocina

Hilo, aroma, vuelo
única. Mi cafeína.

Agua fría de la ducha,
cafeína en la cocina.
Lunes alunado.
Balsa de troncos escurridizos.
Alunizaje contra la cotidianidad.

Juego de equilibrios
entorno a una taza.

Impulso que me acerca
a la máscara de estar despierta.

viernes, 8 de mayo de 2009

Subiendo en el ascensor

Melón de mil nombres
Boca de pajita
Sorberte laminado
Contessa profiláctica.
Merienda de mayo.

martes, 5 de mayo de 2009

Nuevas épocas

Sonrío hoy.
Suelto el hilo, vuelan las cometas.
Este silencio no es mío.
Dibujos de azul y nube.
Apegos liberados.
Y en la tierra, nuevos encuentros.
Mi jardín de barrio.
Confío.
Ya no hay hilo que desbarate mi rumbo.

Buen viaje Feroz. Finiquito de sociedades.
Declaración exenta.

sábado, 2 de mayo de 2009

20 sandías de ira

Camino en dirección contraria en busca de un impulso, una luz.
Ajusto la mirada al frente, balanceo los amores como mártires y lanzo.
Sandías de fuego se despepitan por la pista, ruedan intensas, arrolladoras.

Y si temblaran en su palidez descarada...
Que se mueran uno a uno. Todos juntos.
20 sandías de ira: lanzo escupitajos de pasado pasado.
Ábrase el volcán, destruya la lava, las mentiras, éste es el castigo.
Bolos alineados, tan blancos, tan espigados.
Testigos de una mujer encinta, acusada frente al pueblo.
Piedras que alcanzan la fragilidad de las almas.
Historias de los cuerpos que se maltratan.

El dragón se agita, Pandora levita y en el fondo, una víctima masculina será devorada.
Esta pulsión ancestral invoca mis demonios y desuella mi piel de ángel y alas de gasa.
Caen sobre la pista en pleno, rabos de lagartija, noches sin frenos, todos locos.
Crepita la hoguera de destrucción masiva, San Juan brama entre maderas y llamas.
20 sandías de ira. Fuego, solo viento. Arden los campos de algodón. Las espinas son solo ceniza.