jueves, 22 de enero de 2015

Antonio Gamoneda


Ha venido tu lengua; está en mi boca como una fruta en la melancolía.
Ten piedad en mi boca: liba, lame, amor mío, la sombra. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario